ANTROPOLOGOS
AIBR
     ASOCIACIÓN DE ANTROPÓLOGOS IBEROAMERICANOS EN RED - AIBR
INICIO
ANTROPÓLOGOS
LIBROS
PREMIO AIBR
ARTÍCULOS
ARCHIVO
BECAS
UNIVERSIDADES
INSTITUCIONES
REVISTAS
PROFESIÓN
REDES
EVENTOS
NOTICIAS
CURSOS
DESTACADOS
MULTIMEDIA
LISTA EMAIL
PUBLICAR
CALIDAD
QUIENES SOMOS
CONTACTAR
BUSCAR
EVALUADORES
SOCIOS
DONAR
ASOCIARSE

Estadísticas de antropología

PORTADA PRESENTACIÓN ESPACIO CRÍTICO NOTICIAS NUEVOS ENLACES
ENTREVISTA REFLEJOS ETNOGRÁFICOS LIBROS AGENDA


Los hombres no pegan Los hombres no pegan
Editorial: Bellaterra

2005
Beatriz Moncó (Texto) y Mabel Piérola (Ilustraciones)
40 Páginas
Precio apróx.: 12 euros
(CLICK PARA ADQUIRIR).

Reseña: Sergio Daniel López

Los tópicos sobre la estructura de géneros en la sociedad moderna se han extendido desde hace décadas a través de todos los medios sociales, ya sea mediante la comunicación de masas o en el patio vecinal. Sin embargo, es en los primeros años de vida, en la percepción infantil, donde germinan las ideas que aunque queden latentes también arraigan justificaciones y hacen saltar devastadoras actitudes adultas en uno u otro momento de nuestras vidas. El maltrato familiar, y en concreto la violencia de género, se cultiva desde las conversaciones familiares, las charlas entre amigos a los mensajes televisivos en anuncios y programas.

Desde este posicionamiento, Beatriz Moncó renueva los valores culturales haciendo uso de una de sus mejores armas: el cuento infantil. A raíz de una historia personal -no sabemos si completamente real, pero sin duda realista- Moncó narra los sucesos que ven los ojos de Javier, un niño que comienza a observar actitudes extrañas en la vida de su mejor amigo, Alex. El lector recorre página a página los síntomas manifiestos de un problema oculto, algo que Javier va descubriendo hasta sentir en vivo las consecuencias de un drástico desenlace. Tanto el dinámico texto de Moncó como las frescas ilustraciones de Mabel Piérola nos hacen imaginar -a niños y adultos- los sentimientos que pasan por su protagonista.

Pero "Los hombres no pegan" debe leerse como algo más que una narración contra la violencia de género. Lo interesante de esta historia consiste en que Javier, a diferencia del lector adulto que recorre junto a él la historia, desconoce los motivos que originan todo aquello que ve. Él no sabe, y por eso pregunta. En la vida real, los adultos vemos, sabemos y casi siempre callamos.

Este cuento apuesta por la renovación educativa en los valores sobre la estructura familiar, por la prevención antes que el remedio, en un campo -el maltrato familiar- donde durante años han perdurado tópicos que no acaban de cambiar. "Los hombres no pegan", moraleja con la que comienza y termina la historia, es también una enseñanza para extirpar una lacra social partiendo del amor, el respeto y la convivencia. Una forma de combatir un problema desde su raíz, de forma sencilla, en un ameno e intenso cuento cuya lectura recomendamos tanto a adultos como a niños.



 


AIBR -El Rincon del Antropologo