ANTROPOLOGOS
AIBR
     ASOCIACIÓN DE ANTROPÓLOGOS IBEROAMERICANOS EN RED - AIBR
INICIO
ANTROPÓLOGOS
LIBROS
PREMIO AIBR
ARTÍCULOS
ARCHIVO
BECAS
UNIVERSIDADES
INSTITUCIONES
REVISTAS
PROFESIÓN
REDES
EVENTOS
NOTICIAS
CURSOS
DESTACADOS
MULTIMEDIA
LISTA EMAIL
PUBLICAR
CALIDAD
QUIENES SOMOS
CONTACTAR
BUSCAR
EVALUADORES
SOCIOS
DONAR
ASOCIARSE

Estadísticas de antropología

Chile: Se denuncia genocidio mapuche por parte de la empresa española ENDESA a través de un documental




Fuente: El Mundo.es

El documental 'Apaga y vámonos', estrenado en España (Barcelona y Madrid), denuncia el "genocidio", según el director del filme, el catalán Manel Mayol, que la multinacional española Endesa llevó a cabo contra el pueblo indígena mapuche en Chile para la construcción de la central hidroeléctrica Ralco.

La presa se empezó a construir en 1997 en el Alto Biobío, el río más largo de Chile, y provocó que las familias indígenas de los mapuches que eran propietarias del territorio fueran recolocadas en otra zona, además de inundar 14 cementerios de los mapuches.

El documental se rodó durante seis semanas en Chile en 2004, y los problemas con las autoridades, que detuvieron durante el rodaje a uno de los asesores y protagonistas del documental, el periodista Pedro Cayuqueo, obligaron a guardar escondidas las cintas en Santiago de Chile durante medio año, tiempo tras el cual se pudo montar el filme en Barcelona gracias a unas copias en Betacam. 'Apaga y vámonos' ha participado en más de 30 festivales de cine, como es el caso de Planet in Focus de Toronto (Canadá) y Ecocinema de Atenas (Grecia), consiguiendo en ambos el premio al mejor documental, algo que, según Mayol "ha salvado el filme" y ha hecho posible su estreno en España, donde se distribuirán dos únicas copias.

"Me pareció que la historia de Ralco tenía unos ingredientes muy buenos para explicar en una película, ya que los mapuches fueron el único pueblo que resistió a la ocupación de la corona española y, además, el río Biobío era la frontera natural entre su territorio y el ocupado", ha asegurado el director del documental.

A través de entrevistas con testigos y expertos, mayoritariamente favorables a la causa mapuche, el filme narra cómo la empresa Endesa consigue la propiedad de los territorios tradicionalmente ocupados por este pueblo utilizando "métodos contrarios a los derechos de los indígenas, a menudo haciendo que los propietarios firmaran, sin presencia de abogados, acuerdos de permuta de tierras cuyo contenido real no conocían".

El documental también denuncia el trato a que son sometidos aquellos indígenas que actualmente muestran su oposición a esta situación, ya que son juzgados por el Estado chileno según la ley antiterrorista, "una ley de la dictadura militar", según Mayol, a menudo gracias a la declaración de los conocidos como "testigos sin rostro", que testifican sin dar a conocer su identidad ni posibilitar la defensa de los acusados.

Para el director, "la construcción de Ralco se hizo con una connivencia absoluta de Endesa con el Estado chileno y el Gobierno de Eduardo Frey, lo que queda demostrado con la condecoración que se le dio a Rodolfo Martín Villa, entonces presidente de Endesa, por su mediación a favor de la liberación de Augusto Pinochet durante su detención en Londres".

Manel Mayol se ha mostrado escéptico sobre una posible solución al conflicto ya que, según él, "Endesa es una empresa genocida porque recolocó a estas personas engañándolas, pero el problema es quién puede juzgar a las multinacionales", y ha solicitado que la actual presidenta de Chile, Michelle Bachelet, derogue la ley antiterrorista.

Para el director, "es escandaloso que con las cifras que rodean a Endesa no se les ofrecieran unas condiciones económicas y sanitarias dignas", mientras que, tal y como denuncia el documental, los mapuches trasladados viven en condiciones precarias y deben pagar por un servicio de luz que se les prometió que sería gratis y que tardó tres años en llegar.

Manel Mayol, que con 'Apaga y Vámonos' debuta en el cine tras diversos trabajos para televisión, ha explicado también que los directivos de Endesa en Chile se negaron a hacer declaraciones para el documental.

La construcción de la presa de Ralco provocó que el relator especial de la ONU, Rodolfo Stavenhagen, denunciara que se habían violado los Derechos Humanos, mientras que la Universidad ARCIS de Chile describió el proyecto como un "genocidio" contra el pueblo mapuche.



AIBR -El Rincon del Antropologo